Nuestra recetas en tu idioma

Receta de Pollo o Gallina a la Pepitoria

Una receta que aunque no la hayas probado seguro que has oído hablar de ella,  es una elaboración típica donde las haya. La denominación de pepitoria viene de la forma de elaborar algunos platos, que se suelen enriquecer con yemas de huevo duro y almendras.

Esta es la forma en que se ha cocinado en mi familia, de siempre, ya cuando yo era pequeño un tía abuela ya la preparaba así, cuando se elaboraba este plato en mi casa es un placer general, ya que es una receta de las que no puedes dejar de mojar pan en la salsa.

La salsa  tiene un yo que se de esos que te hechiza, debe de ser por su majado, que hace que espese el caldo y tenga un sabor impresionante.

En esta ocasión he utilizado esta carne pero también puedes prepararla con gallina, pero eso si que sea tierna, cambia un poco el sabor debido a que es un poco mas sabrosa, pero con  esta ave sale muy buena.

pollo o gallina a la pepitoria

Ya sabes lo que siempre digo, que espero que la elabores y puedas probar este magnifico plato, seguro que no te vas a arrepentir de pasar un rato en la cocina.

Tiempo:

40 minutos

Valor Calórico:

medio

Dificultad:

media

Ingredientes:

4 personas

Ingredientes

  • 1 Pollo o Gallina tierna
  • 1 Cebolla
  • 100 g de almendras
  • 3 Dientes de ajo
  • 3 Huevos
  • Perejil
  • Laurel
  • 100 g de harina
  • 1 vaso de caldo de pollo
  • 1 vaso de vino blanco
  • Pimienta negre molida
  • Sal
  • Aceite de oliva

Preparación

  • Corta el pollo o la gallina por las juntas, le echas sal y pimienta.
  • Pela la cebolla y la picas.
  • Pela los ajos.
  • Hierve 2 huevos duros y reserva las yemas.

Elaboración

Añade tres cucharadas de aceite en una sartén.

Pasa el pollo por la harina y lo vas friendo en la sartén.

Lo dejas bien dorado por las dos partes.

Cuando lo tengas frito lo dejas en una bandeja sobre papel absorbente.

Mientras se fríe el pollo puedes preparar el majado, en un mortero echas las almendras, los ajos, una ramita de perejil, 2 hojas de laurel y las yemas de los huevos hervidos.

Machacas el contenido del mortero hasta que obtengas una pasta, le añades una yema de huevo cruda, lo remueves y le echas un poco de caldo para que ligue todo.

En una cazuela cuelas el aceite de la sartén, en la que has frito el pollo, y cuando esté caliente echas la cebolla picada.

Cuando la cebolla esté transparente, añades el pollo en la cazuela.

Echa el vaso de vino blanco, lo remueves y dejas que reduzca.

Ahora le toca al vaso de caldo, lo mismo lo echas y lo remueves un poco, lo dejas que se cueca unos 10 minutos a fuego medio.

Pasado esté tiempo ya le puedes añadir el majado del mortero, lo remueves todo y lo dejas otros 5 minutos.

Ya lo puedes servir.

Consejo

  • Si no dispones de caldo, puedes utilizar concentrado diluido en un vaso de agua.
  • Si utilizas gallina déjala que hierva mas rato.

Francesca Bautista

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Anímate y deja tu comentario. Si tienes alguna duda o problema con alguna receta o ingrediente, no dudes en dejarme un comentario, estaré encantada de ayudarte

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Recetas tradicionales de cocina

Últimos comentarios